Evocando canciones

Hoy, he pensado pasar gran parte del día escuchando canciones de mi juventud. Me pone las pilas. Es todo lo contrario que pensaba: creía que iba sentir nostalgia del pasado, y nada de eso. Es como un viaje al pasado, donde la música y la letra evocan pinceladas de un estado más puro.

Las escucharé a la vieja usanza. Busco en el mueble la funda de cartón donde se aloja el disco de vinilo; me fijo en el ‘agujerito’ que hay en el centro; he notado como un guiño, como si hubiera despertado de su gran letargo, y me agradeciera ponerlo de nuevo a girar en el ‘toca-discos’; que previamente he desempolvado después de muchos años. La música comienza a sonar. Mi memoria se pone en marcha: está buscando y asociando qué imágenes corresponden a esta secuencia. Genial, conecto. La letra de la canción me ayuda a rememorar toda la puesta en escena: es un día de primavera; como escenario: la terraza donde vivía con dieciséis años. Por la barandilla se veían y oían los niños del barrio como disfrutaban con el juego. El ‘toca-discos’ giraba. Las ondas producidas, salían por el altavoz a través del aire y decían así. “Imagina que no existe el Cielo/ es fácil si lo intentas/ sin el Infierno debajo de nosotros/ Imagina a toda la gente / viviendo el hoy… / Imagina que no hay países/ no es difícil de hacer / nadie por quien matar o morir/ ni tampoco religión/ imagina a toda la gente/ viviendo la vida en paz… “.

Gracias a John Lennon, a su canción Imagine y al limpio recuerdo almacenado de esos momentos: hoy, he desconectado durante unos minutos de aquellos pensamientos que circulan en nuestro interior, y nos perturba la imaginación. Con dieciséis años, el mundo era un gran proyecto por delante.

En este caso, la gran importancia de la música ha hecho el milagro: me ha retrotraído acompasadamente a esos momentos evocadores de una juventud sana.

Publicado en el periódico La Verdad de Albacete 20-04-2011
jsreverte@gmail.com
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.