Abejas sin rumbo

Parece ser, que el meteórico avance en la tecnología de las comunicaciones por medio de la telefonía móvil, está haciendo estragos en las condiciones de vida de nuestras bienhechoras las abejas. Hubo informes del año 2006 que aseguraban la desaparición de millones de estos insectos sin saber sus causas.

Actualmente se sabe según un informe del Instituto Federal de Tecnología de Suiza, que las señales emitidas por los teléfonos móviles durante una conversación, son capaces de desorientar a las abejas hasta llevarlas a la muerte.

Haciendo un seguimiento exhaustivo en su vida diaria, son un ejemplo de civismo sin par; son trabajadoras, sociables y escrupulosas con el medio donde viven, respetando el equilibrio de la naturaleza. Tienen mucho que ver en nuestra alimentación. Son transportadoras del polen en los cultivos más básicos que intervienen en las dietas de millones de personas en todo el mundo. Los científicos afirman categóricamente: “que su desaparición seria el origen de la desaparición de los humanos de la faz de la tierra”.

Si todos estos informes (realizados, o en proceso) confirman estas hipótesis, podríamos decir, que parte de la tecnología para nuestra propia comunicación, está provocando la alteración entre las comunicaciones de las abejas. Así, a golpe de llamada con el móvil, estamos haciendo desaparecer a este insecto (tan beneficioso para la humanidad), que lleva nada más y nada menos que 160 millones de años habitando el planeta. Claro, ellas, las abejas, no nos facturan la miel elaborada; los operadores de telefonía ya lo creo que sí.

Publicado en el periódico La Verdad de Albacete 20-05-2011

http://www.laverdad.es/albacete/prensa/20110520/opinion/abejas-rumbo-20110520.html

Publicado en el periódico La Tribuna de Albacete 26-05-2011

http://www.latribunadealbacete.es/noticia.cfm/Opinión/20110526/abejas/rumbo/9710BCEC-9E9F-D207-489D0FAAE0994B5D

jsreverte@gmail.com

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.